”M@rDioNi!
  Teoría de Sullivan PSICOLOGIA
 
PSICOLOGÍA DEL NIÑO Y DEL ADOLESCENTE
TEORIA DE SULLIVAN



Teoría de Harry S. Sullivan.

Resumen

 

Sullivan denomina a su teoría de la personalidad: teoría interpersonal de la psiquiatría y pertenece a la escuela neopsicoanalista. Y tiene la posición teórica más inclinada sociológicamente. Su teoría de la personalidad versa sobre la interacción entre individuos y la ansiedad desempeña un papel central en su modelo. Sin embargo, su teoría esta inconclusa debido a su muerte prematura.

 


I. Datos biográficos y entorno social

Harry Stack Sullivan nace el 21 de febrero de 1892 en una granja en el estado de New York. Se educó y siempre trabajó en Estados Unidos. A pesar de ser hijo de granjeros estudió la carrera de médico; en la escuela de Medicina y Cirugía de Chicago, recibiéndose en 1917 cuando contaba con 25 años.

Su graduación coincidió cuando los Estados Unidos de América entró a la primera guerra Mundial del lado aliado como médico militar. Al terminar fue desmovilizado y hasta 1922 trabajo para el gobierno, primero como médico militar en el Consejo de Educación Vocacional y después en el Servicio de Salud Pública. Posteriormente durante un año trabajo en el Hospital de Santa Isabel, de Washington D. C; fue ahí donde conoció y comenzó una asociación con el neuropsiquiatra William Alonson White, el cual influyó de forma intensa en él.

De principios de la década de 1920 a 1930 estuvo trabajando en el equipo médico de la Universidad de Maryland y al mismo tiempo inició su afiliación con el hospital Pratt de Towson de la entidad lo que le permitió tener contacto por primera vez con esquizofrénicos. Esto lo impacto tanto, que provocó que se concentrara largamente en el problema de la esquizofrenia.

Durante esta época los Estados Unidos de América fue asolado por el más duro de la Gran Depresión, ocasionando que Sullivan saliese de la Universidad de Maryland y del Hospital Pratt de Towson y se fue a New York a ejercer su profesión a través de la práctica privada. Al iniciar su práctica psiquiátrica tenia una orientación freudiana.

Sin embargo, esto no le agradó mucho; pues, solamente tomo algunos principios relativos a la dinámica humana, tales como la motivación inconsciente, los mecanismos de defensa y la interpretación de los sueños; lo cual comenzó a ocasionar que se moviera a tener una propia posición teórica llamada Teoría Interpersonal De La Psiquiatría; para él, las observaciones de las interacciones son el área legítima de la psiquiatría, y que sólo aquellos hechos que se expresan a través del proceso comunicativo "público"; se pueden observar y examinar. Para Sullivan los sueños y las fantasías, o sea la vida interior del individuo, por medio del proceso de la comunicación se transfiere y pasan de lo absolutamente privado a convertirse en algo público. Quizás la mejor forma, de ver estas inclinaciones teóricas sea a través se considera a Sullivan como el neopsicoanalista más inclinado sociológicamente, por dicha razón Ansbacher y Ansbacher, (1956) han indicado que seria mas correcto catalogarlo al autor como neoadleriano. De 1933 a 1949 funge como director de la Escuela Psiquiatría de Washington; la cual, fue iniciada por la fundación William Alanson White. También editó el Journal de psiquiatría; la cual, era publicada por la fundación. Gracias a esta publicación, Sullivan se dio a conocer.

Después fue miembro del Consejo de Servicio selectivo a principios de la Segunda Guerra Mundial y actúo como tal en el proyecto de estudio de tensiones sociales de la UNESCO. El 14 de enero de 1949 murió súbitamente en París después de asistir a una reunión del Comité directivo de la Federación Mundial de Salud Mental, celebrada en Amsterdam.

La muerte prematura ocasiono el no poder terminar su teoría y por otro lado, el no poder editar libros sobre su aparato teórico, ya que sólo en vida se produjo un libro y los otros 5 fueron editados después de su muerte.

El trabajo de Sullivan estuvo a lo largo de su corta vida influido por los escritos de: White, Freud, George Herbert Mead, por la teoría del status y del papel social (gran filósofo norteamericano); Adolfo Meyer, por su método biológico (psiquiatra norteamericano); Leonard Cotrell, Ruth Benedict y en especial Edward Sapir.

Su teoría combinó el operacionismo y el ambientalismo con un cierto tipo de reduccionismo. Utilizó el término experiencia donde Watson diría conducta, Stern Erlebnis o Kurt Lewin locomoción. Distinguió claramente entre fenómenos físicos y culturales; trató de las necesidades corporales mediante un reduccionismo muy consecuente. Maravilla cuánto del dualismo de Descartes ha intervenido en el sistema de Sullivan: Descartes no sabía hallar el vínculo necesario entre el cuerpo percibido como una máquina y la psique percibida como un espíritu. Sullivan salvó este obstáculo con suma facilidad; supuso que la descarga de energía -; energía considerada en términos físicos -; siempre estaba bajo el control de las relaciones sociales.


II. La descripción de la teoría

Para poder entender este marco teórico, es necesario dar un bosquejo de donde se consideraba que está la presente teoría. Es una teoría popular en psiquiatría, va a emanar de su trabajo con gente emocionalmente perturbada, (fundamentalmente esquizofrénicos y obsesivos compulsivos) y en la práctica de la psicoterapia; empero, también es una teoría incompleta y amorfa debido a que no la acabo de deslozar. Y por último quizá sea su rasgo más importante se considera el contenido de esta teoría como un modelo puro de conflicto psicosocial; por consiguiente, Sulllivan va a tener principalmente como objeto de estudió el análisis del proceso de comunicación.

Esto último puede demostrar debido a que en los escritos de Sullivan puede dislumbrar que el hombre en sus relaciones interpersonales busca dos cosas:

1. La persecución de la satisfacción (se refiere a todos aquellos estados finales que están estrechamente ligados a la organización física del hombre; es decir, son esencialmente biológicos); siendo este su primer objetivo

2. La persecución de la seguridad (esencialmente psicológico; y pertenece más al equipo cultural del hombre y por ende, han sido insertados en el individuo más que pertenecer a su organización física y esta dado principalmente por la búsqueda de lograr buenas relaciones y status ante otros significativos); y este es su segundo objetivo. Aquí queda incluido las necesidades humanas Básicas, las cuales son: 1. ternura; 2. seguridad, 3. intimidad, y 4. amistades.

En esta persecución de la seguridad se incluye todo aquello que ha sido inculcado en un individuo, tales como: movimientos, acciones, palabras, pensamientos, imágenes, ensueños, y etc. Por lo tanto, es producto del acondicionamiento cultural para así poder educar los impulsos o tendencias subyacentes de tipo biológico. La primera infancia desempeña un papel muy importante en el desarrollo de un sentimiento personal de seguridad. El niño siente de alguna forma, por empatia (la define el autor, como la capacidad del niño de sentir de alguna forma la actitud de las personan hacia él y se vuelve mas intenso de los 6 a los 24 meses; además Sullivan la interpreta como una especie de contagio o comunión emocional); por consiguiente, el infante responde a las emociones de sus padres o cualquier otro sustituto paterno; los cuales, son adultos significativos en sus vidas. Estos adultos significativos le producen bienestar empatizado si tienen una actitud amistosa y lo aceptan; lo que se traduce que el niño desarrolle sentimientos de bienestar y de felicidad; para Sullivan esto no es otra cosa que el sentimiento de euforia y malestar empatizado si tiene una actitud de rechazo; lo que ocasiona que el niño desarrolle sentimientos de malestar e infelicidad; por lo tanto, ambas situaciones son empatizadas. La necesidad de satisfacción y la necesidad de seguridad siguen el mismo camino. El acto de alimentar también sirve para dar seguridad.

Por consiguiente, Sullivan casi llega a formular un enfoque dualístico de la psicología. La satisfacción es fundamentalmente somática -; se trata de una función de las células y de los tejidos, de los músculos y de los órganos corporales-, mientras la seguridad es un fenómeno cultural.

Por otro lado, la naturaleza de la tendencia a la satisfacción se origina en las exigencias de supervivencia biológica del organismo. Cuanto más acentuado es la privación de estas exigencias biológicas en el individuo, más profunda resulta la tendencia a la satisfacción. El estado de privación es de alta tensión; cuya expresión mas intensa es el temor y la meta de la tendencia es reducir esa tensión hasta poder alcanzar un estado de euforia, o de felicidad liberada de tensión, cuya expresión más aproximada seria el estado de la persona que duerme profundamente. De todo esto según Wolman, 1968 se desprende que el proceso de la búsqueda de satisfacción esta interpretado de manera reduccionista, pues la necesidad nos lleva a experimentar un deseo; una vez alcanzado la satisfacción de esta necesidad hay relajamiento de los músculos implicados y disminuye nuestra vigilia y entonces puede dormir.

En cambio la tendencia a la seguridad como ya se dijo es producto de la interacción con otras personas; presenta una potencialidad innata y su finalidad es eliminar la inseguridad, la cual se refleja en el individuo como tensión profundamente psicológica que seria ansiedad. La orientación de la tendencia hacia la seguridad es totalmente interpersonal y la ansiedad equivale al temor de suscitar desaprobación o mejor dicho es una consecuencia de la expectativa de un juicio desfavorable por parte de otros significativos. Dicha expectativa puede surgir de experiencias reales, de la fantasía o de tensiones inconscientes que el individúo alberga, y que derivan de las primeras experiencias con otros significativos, principalmente los padres. La persona responde empáticamente al estado de ánimo de otra persona. Si el estado de ánimo es reprobador, lo experimenta como tensión. Procura conquistar aprobación adaptándose a los otros y reduciendo así la tensión. El individuo puede manifestar estó a través de dos modalidades:

1. El motivo de poder: Tiene es motivo algo de innato o biológico (por ejemplo el bebé y la luna) y además de un fuerte concomitante psicológico. Su finalidad es defender al individuo de un sentimiento de inseguridad e impotencia e impotencia en la situación que afronta (Sullivan 1947). Sin embargo, el motivo de poder se encuentra condenado al fracaso debido a que el fracaso debe derivar de cierta limitación impuesta a la persona por las exigencias propias de las relaciones interpersonales.

2. El deseo de tocarse y estar físicamente cerca. No implica necesariamente algo sexual. También tiene un componente biológico. Se relaciona con la búsqueda de seguridad, debido a que se evita la experiencia de soledad, una de las expresiones de inseguridad. De esto se desprende que también la necesidad de cercanía esta condenada al fracaso, debido a la limitación impuesta al individuo por las exigencias de las relaciones interpersonales. Además, mediante las relaciones interpersonales intenta satisfacer: la ternura, la seguridad, la intimidad y la amistad (Goldmann, 1987).

De todo esto se puede ver que ambas formas de búsqueda (seguridad y satisfacción) se encuentran interrelacionadas, y, por otro lado, hay cierta incompatibilidad entre las personas cuando actúan como individuos y cuando lo hacen como miembros de un grupo. Es posible que Sullivan afirmase implícitamente que la búsqueda de la satisfacción individual, basada en la seguridad, determina un conflicto con otras personas, porque dicha búsqueda es excesivamente egoísta e incompatible con la vida en comunidad. El resultado de buscar sin trabas la satisfacción sería la amenaza a la seguridad originada en la desaprobación social. Esto implica que ambos tipos de búsqueda están relacionados, son diferentes y la satisfacción de la seguridad tiene gran importancia en la conformación de la vida una vez que la persona emerge como ente social, gracias a la discriminación entre ellas mismas y otras. Al volverse un ser social es necesario lograr la aprobación, pero al mismo tiempo tiene sus necesidades biológicas que presionan y para ser satisfechas y de ahí que se haga la siguiente formulación: la realización del nivel máximo de satisfacción, al mismo tiempo que se reduce al mínimo la inseguridad.

III. El dinamismo del yo o Sistema del yo

Según Sullivan el hombre es un animal ansioso. Aunque la ansiedad está íntimamente asociada a los sistemas de tensión, hasta ser parte de ellos, también es algo más que un adjunto de otros sistemas. Es uno de los motivadores centrales de la vida. Es a la vez productiva y destructiva.

Está unido a la persecución de satisfacción y la persecución de seguridad, creando así el dinamismo del yo.

Dinamismo del yo es una configuración relativamente duradera de energía que se manifiesta en procesos caracterizables de las relaciones interpersonales, y corresponde a una combinación de yo y superyo usando la terminología de Freud. Entonces en esencia es una compleja y multifacética autodefinición, principalmente inconsciente, que se origina en las experiencias de la persona con la aprobación y la desaprobación de otros y que la inducen a comportarse de un modo que le permita evitar la inseguridad originada en la desaprobación. Por lo tanto, es la forma característica en la cual un individuo alivia sus tensiones internas, ya sea por satisfacer sus necesidades biológicas o las de seguridad.

De lo que se puede deducir del anterior párrafo, es que el sistema del yo es un basto sistema de procesos, estados de alerta, símbolos y señales de peligro a fin de proteger la sensación de bienestar que sentimos.

Cuando se inicia el aprendizaje del idioma y las restricciones que se utilizan en la enseñanza de algunos hábitos personales surge la evolución del dinamismo del yo y un instrumento llamado ansiedad. Siendo esta usada para la educación de la criatura para adaptarla a las modas sociales, las tradiciones, la cultura en la que se espera que viva. Esto se consigue mediante las desaprobaciones y aprobaciones primero a través de la empatía y después la comunicación. Es decir; el niño desarrolla habilidades generales para evitar gestos prohibidos; y en la ultima mitad de la infancia, esas habilidades se elaboran en un gran número de técnicas verbales para darles mejor cara a las situaciones difíciles.


Este dinamismo del yo está construido sobre esta experiencia de aprobación y desaprobación de otras personas significativas y por ende de la recompensa y castigo. La peculiaridad de ese dinamismo del yo consiste en que al crecer funciona de acuerdo con su estado de desarrollo, se asemeja cada vez más a un microscopio en su función. Puesto que la aprobación y desaprobación de otros significativos es valiosas y produce ansiedad o satisfacción del yo se vuelve algo importante, permitiéndole al niño que se concentre en lo que produce aprobación o desaprobación y por consiguiente no se da cuenta de lo demás; debido, a que se obstaculiza la visión del resto del mundo. La ansiedad es el instrumento mediante el cual se mantiene el dinamismo del yo, pues surge la ansiedad cuando ocurre algo que no esta de acuerdo a su dinamismo.

De ahí que, la ansiedad no sólo funciona para disciplinar la atención, sino que restringe gradualmente la consciencia personal; es decir, que tiende muy fuertemente a mantener la dirección y las características que se le han impreso en la infancia y la niñez. Por consiguiente, la ansiedad surge como consecuencia de las relaciones interpersonales. De lo que se desprende que la ansiedad se convierte finalmente en el instrumento por medio del cual el ego mantuviera su aislamiento dentro de la personalidad y el sentimiento de seguridad.

 
  Hoy habia 1 visitantes (17 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=